miércoles, 15 de octubre de 2008

Pobreza, ecologia, desarrollo y producción agricola

Blog Action Day 2008: Pobreza
El concepto de ecología productiva estrechamente relaciona los preceptos ecológicos, económicos y agrícolas, tal como señala Enrique Leff (2002) en el libro Saber ambiental: Sustentabilidad, racionalidad, poder:
….. puede generar niveles cada vez más altos de productividad sostenida a través de la innovación y aplicación de nuevas (yo diría también ancestrales) biotecnologías que incrementen la productividad primaria de los ecosistemas naturales, satisfaciendo así las necesidades fundamentales de poblaciones crecientes. Es decir, que la humanidad podría luchar contra la pobreza y la falta de alimentos, entendiendo el funcionamiento de los ecosistemas y no destruyendelos. Continua señalando el autor, como se puede lograr que la ecología productiva cumpla con esta misión : “Al valorizar la importancia de la fotosíntesis como proceso neguentrópico, la bioeconomía podría construir una teoría positiva de la producción…”

Es decir tomando como modelo la producción natural de una zona, copiándonos lo que en el ecosistema ha dado resultado por millones de años, equilibrando la producción con la preservación sin perder el no equilibrio generado por la entrada de la energía solar que se transforma vía fotosíntesis, como sigue expresando el autor: “… capaz de balancear la producción natural de biomasa con la degradación entrópica de la materia y energía que entran en el proceso económico…”

Considero que el concepto de Ecología Productiva incorpora la economía sostenible, por tanto cuando el autor dice: “… este acercamiento de la ecología productiva a una economía sustentable y sostenible ofrece importantes perspectivas de desarrollo a las regiones tropicales; permite forjar una nueva economía, amalgamando la productividad ecológica con los valores culturales y con el potencial científico-tecnológico” sus palabras que a mi parecer son redundantes y adolecen de un cuarto integrante del concepto, lo humano. Esto de lo humano tiene que ver con el hacedor, constructor de esta renovada forma de producción, por lo que visualizo la ecología productiva como un mueble de cuatro patas (ecología, economía, agricultura y sociología) en cuya mesada se van generando los alimentos que requiere la humanidad para que equitativamente las personas obtengan el sustento que los hará no sobrevivir sino vivir a plenitud, lo que necesariamente implica la preservación del ambiente, es más como un atrevimiento sostengo que el termino adecuado seria Ecocultura, entendida como el cultivo en la casa, allí donde vivimos que no es mas que el planeta Tierra

En cuanto a esa misma última cita tengo otro comentario, no creo que las nuevas formas de producción sean exclusivas para las “regiones tropicales”, no ando a la búsqueda de formas alternativas de discriminación ni de superioridad y mucho menos de venganza histórica, el surgimiento de un nuevo orden mundial debe estar alejado de los preceptos que han prevalecido hasta hoy y que han generado deudas ecológicas enormes de los países industrializados hacia los países que le suministran los recursos y lo que es peor, de estos países hacia los primeros, la deuda ecológica verdadera es de los humanos hacia el planeta, nos corresponde aceptar nuestra parte de responsabilidad y la ecología productiva debe estar enfocada en buscar la mejor relación de productividad sustentable y sostenible en cada uno de los biomas del planeta tierra “hacer florecer el desierto, permitiéndole seguir siendo desierto”, sea en el norte o en el sur en oriente u occidente ya que al final de cuenta la madre naturaleza es la misma, habitando en el mismo planeta que conocemos como Tierra
Ante la crisis financiera actual y las implicaciones ambientales que podrian tener algunas de las "soluciones propuestas" recuerdo a los lectores que existe un problema relacionado con el desarrollismo y la destrucción de los recursos naturales en forma tan galopante y escandalosa que se ha bautizado como Síndrome de los Tigres Asiáticos a los esquemas de producción que desprecie los estándares ambientales en el curso de un crecimiento económico

Para tomar un caso de la feroz destrucción de los recursos naturales veamos lo que ocurre en Indonesia, con la acelerada destrucción de las zonas boscosas para el cultivo de Jatropha con la finalidad de producir agrocombustibles se estima que para el año 2022 el 98% de las selvas de Indonesia habrán sido degradadas o desaparecido completamente, trayendo consecuencias nefastas sobre el ecosistema y la extinción de especies vegetales y animales. En estos países se ha cumplido la premisa de “bajas tasas de interés y altas tasas de retorno económico ” producen un acelerado agotamiento de los recursos naturales pues se considera que el costo de oportunidad económica es muy alto, dejar pasar la oportunidad de un buen negocio es dejar de percibir grandes ganancias monetarias.

Esta terrible situación no es tratada en su justa importancia y las organizaciones internacionales no han emprendido un estudio serio de la situación, por ejemplo en un texto sobre bosque y energías de la FAO solo se usan unas pocas líneas para esbozar algunos problemas y menos aun para hablar de la solución ftp://ftp.fao.org/docrep/fao/010/k1136s/k1136s00.pdf, aquí se observan algunos de los pocos extractos que tratan el tema

…La demanda de tierra para los cultivos energéticos puede aumentar la deforestación, reducir la biodiversidad y aumentar las emisiones de los gases de invernadero. El aumento de las extracciones de madera que superan la capacidad de producción sostenible de los bosques puede causar la degradación de los ecosistemas forestales…

Con respecto a las posibles relaciones causa efecto y solución señalan:
…Las repercusiones ambientales potencialmente negativas relacionadas con el aumento en gran escala de las plantaciones forestales comprenden la fertilidad reducida del suelo, la conservación reducida del agua y la reducción de la biodiversidad. Estos efectos se pueden mitigar por medio de un buen uso de la tierra y una ordenación responsable…

Y luego para volver al punto de la biodiversidad se conforman con establecer:

…La biodiversidad también se ve amenazada cuando se hacen monocultivos en gran escala con el fin de procurar energía, aun cuando se usan tierras no forestadas. La pérdida del estilo de vida pastoral asociada con la reducción de los suelos de pasturas y la pérdida de la producción de alimentos para los herbívoros silvestres y domésticos en estas tierras podrían ocasionar efectos socioeconómicos negativos…

Lo extraño es que con tantos casos reales de los efectos de este tipo de agricultura solo se trate de manera genérica como si fuese una posibilidad y no una realidad como lo que ocurre con la relación entre las plantaciones de la palma de aceite para la obtención de combustible, la deforestación y los problemas poblacionales del orangután salvaje. En tal sentido señalan en la página, algunas visiones que comparto:
http://www.uca.edu.sv/facultad/chn/c1170/socialismodemercado.html

Los aspectos destructivos del crecimiento económico ilimitado son tan omnipresentes y visibles que ningún estado ni corporación industrial puede ignorarlos. En todo el mundo parece crecer la sensación de futilidad de unos métodos de desarrollo que se perjudican a sí mismos y que destruyen sus propios medios de producción. …. La quema de 800.000 hectáreas de bosque en Indonesia y el interés en ello de las compañías madereras es un pequeño botón de muestra de la perversidad del sistema. Y lo mas perverso es que en la actualidad se han perdido algo mas del 33 % de los ecosistemas del planeta Tierra y si este ritmo continua, la pregunta que necesariamente tenemos que hacernos es ¿ Como vamos a lograr alimentar a mas de 6,7 billones de habitantes? Este es el reto

3 comentarios:

El Blog de Dennís Mariella dijo...

Interesante tu artículo Leyda: complejo se hace el tema de la pobreza si tenemos que pensar en los intereses de los más poderosos. Habría que obrar un gran estudio mundial para llegar a un acuerdo global que favorezca al ecositema que estamos destruyendo (que ya sabemos se hacen y se están haciendo, pero sin resultados factibles). Es desolador pensar que en un futuro, el futuro de nuestros hijos, se ve amenazado por lo que nosotros mismos estamos destruyendo.

Soy una optimisma y quiero pensar que tanta tecnología y el acceso hoy en día a las herramientas tecnológicas y de autoenseñanza, nos guiarán e iremos descubriendo soluciones para proteger nuestro planeta y esos recursos que se están perdiendo. Debo confiar, tenemos que confiar...pero la confianza también viene ligada al interés, debemos interesarnos, deben interesarse los poderosos, los gobiernos y debe de haber una presión social para ello. Una sola voz puede no ser escuchada, pero la de miles, millones? seguro que sí.

NECESITAMOS REACCIONAR, NECESITAMOS GRITAR PARA PEDIR EL CAMBIO!!

un saludo grande,

Dennís Mariella.

Zuliana Maracucha dijo...

Gracias por tu acertada participacion, el tema de la preservacion del planeta es mi dia a dia y solo espero estar contribuyendo a que las personas comprendan la responsabilidad individual y colectiva que tenemos con la humanidad

Laura dijo...

Muy completo tu artículo y muy cierto, lamentablemente.
La destrucción de recursos naturales genera consecuencias insospechadas (esperemos) para quienes toman ese tipo de desiciones. Se va formando un cadena o círculoo vicioso que agranda la situación de pobreza. la noción de equilibrio se está perdiendo en todos los ámbitos.

saludos!